QUE NO TE AJUNTO!

Hace unas semanas comentaba que el PP ya no ajuntaba al gobierno del PSOE.

Lo que hace esas semanas parecía una declaración de intenciones ha terminado en una espiral de desacuerdos, desencuentros y desvaríos varios que han llevado al PP a una situación en la que ya se demostró que se encuentra muy cómodo: oposición absoluta.

Ya cuando Ansar pretendía llegar a la Moncloa y ni soñaba con hacerse una foto en las Azores, esta táctica les funcionó contra un gobierno socialista, en este caso, de Felipe González.

El despotrique porque sí, la crispación, la irracionalidad en los mensajes a la ciudadanía y la cera diaria ante cualquier iniciativa del gobierno son sus armas predilectas en estos momentos.

En la época de Ansar vs González todo eran pisos de protección oficial, precariedad laboral, conflicto en Yugoslavia... ahora todo es ETA.

Parece que no les queda mucho más, tras ver que incluso miembros de su propio partido se han acogido a la ley de parejas homosexuales y se han casado, o que nadie parece discutir la elección de Luis para el Mundial (no tanto así la titularidad de Raúl o Torres, a lo que el PP se agarra como a un calvo (sí, sí calvo) ardiendo...).

Ayer, la noticia a cuenta de esto tuvo que ver con que, definitivamente, el PP se ha desmarcado totalmente de las acciones del gobierno en este asunto: el gobierno y la oposición han roto.

Como una pareja harta de que uno haga lo opuesto a lo que uno quiere, la oposición, que parece que no asume su condición de segundón en las decisiones de gobierno, ha roto toda relación con el mismo.

ZP trató de echar un último puente, cual Magneto en X-Men III, pero Rajoy y demás mutantes le mandaron a tomar el aire.

Así pues, nos encontramos en una situación en la que el gobierno del PSOE trata de sacar adelante un proceso de paz en mejores condiciones que cuando lo intentó el PP, pero con la incoherencia de que éstos, ahora, están en contra.
Y las perspectivas de futuro indican que se pasarán el resto de legislatura en dura pugna por ver quién es el que despotrica más: Acebes vs Zaplana, con Rajoy mirando desde la barrera, que es donde suelen dejarle los demás.

Esto mismo lo comentaba ayer Gabilondo en el informativo menos visto de la televisión (en Cuatro) y, a pesar de no haberle seguido nunca, me sorprendió escuchar a alguien con quien estaba tan de acuerdo.

No sé si esto me pone implícitamente una etiqueta, pero su reflexión acerca de la trayectoria del PP coincide plenamente con lo que pienso.

Ahora sólo queda ver si se cumplen los pronósticos. En el mejor de los casos, les funcionará y gobernará Rajoy; malo. En el peor, el PP perderá las elecciones, Rajoy se tendrá que retirar de la primera fila del partido y el dúo Acebes-Zaplana seguirá despotricando, al menos, otros cuatro años más para tratar de ser alguno de los dos quien gobierne; peor.

Espero poder completar la trilogía de posts sobre este tema en algún momento, y que de alguna manera se desvele un final sorprendente que lo deslíe todo. ¿Tal vez un Rajoy que mande en su partido más que el Dúo Dinámico? ¿Les echará como en su día se echó a Cascos?

Photobucket - Video and Image Hosting
Dúo Dinámico intercambiando impresiones


Próximo episodio en tu kiosco habitual.