Rincones

Mi maltrecho portátil ha vuelto a casa tras unas semanas de internamiento en una academia militar, a ver si le metían en cintura. Al final, va a ser que el pobre se va a quedar con las ganas de arreglarse, porque resulta que, además de tardar al menos tres meses en volver de un viaje a Londres que querían encasquetarme, me iba a costar la mitad de lo que vale uno nuevo.

Así pues, estoy inmerso en la búsqueda del grial en forma de un portátil AMD (preferiblemente Sempron) con tarjeta ATI (Radeon 900, alguna de la serie X---, X400, X600...). El disco duro no importa y de RAM el típico giga habitual.
Espero poder encontrar alguno que me salga por unos 800 iva incluido, a ver si tengo suerte, que por ahora no me están saliendo demasiadas opciones.

En fin, que el pobre portátil ha vuelto a casa y lo primero que he hecho ha sido descargar un carro de fotos que había sacado en Durango.

De todas ellas, me he traído una del gato sobando todo tranquilo al sol en el sofá para ponerla de fondo de escritorio. Ya ves, soy así de gili...

Y me he traído también un par de ellas, con los rincones más curiosos que he encontrado en lo que está convirtiéndose en el pueblo que okupo. No son los sitios más bonitos, ni tampoco los que más frecuento, pero desde luego, me parece innegable que se trata de los dos lugares más pintorescos de la villa.

Photobucket - Video and Image Hosting



Esto se supone que es una academia de inglés, creo, dedicada sobre todo (y no sé si en exclusiva) a niños. He visto los típicos viajes de intercambio y demás en la puerta, pero cuando, un día, me dio por mirarlo desde más lejos, con la perspectiva que da la lejanía para todo el conjunto, no pude sino descojonarme con el nombre.


Photobucket - Video and Image Hosting


Esto es una tienda de informática a la que acudí en primera instancia con mi dañado portátil. Debo admitir que me engañó el nombre, con el que no sé si pretenden indicar que si Microsoft son lo que son, imagínate nosotros, como somos como ellos pero en macro... a lo grande. Me dijeron que no le daban solución al ordenador, pero que mirase algún otro sitio...


Tengo en mente, además, un par de fotos más. Estas serán de Bilbao, por donde camino a diario para ir al currelo y al menos un sitio capta mi atención cada vez que paso por allí.
La cosa será que me acuerde de traerme la cámara algún día, porque no es de esas pequeñísimas tamaño paquetecigarros...


De igual manera que el nuevo portátil, si es que al final lo hay, que lo mismo me arreglo con el roto hasta el infinito y más allá, no será el megamejor del mundo mundial, pero sí lo será para mí...


... aunque tal vez me lo paguéis entre todos vosotros, pobres pecadores, ahora y en la hora de pagar a hacienda, amén, que me ha salido a devolver...