Del cielo al infierno

Dicen que las alegrías no duran mucho en casa del pobre. Por lo que se ha podido ver, también puede durar bien poco en la casa del rico cuando la opresión no encuentra otro modo de hacerse notar.

Es alucinante como se puede pasar, en un solo día de la alegría general y desbordada de una ciudad elegida como sede de unos juegos olímpicos, a la desesperación y el caos producido por un horrendo hecho que cada vez asumimos como más normal.

Image hosted by Photobucket.com
Antes...


Si bien es cierto que esta cruel casualidad no se previó así por los autores de los atentados/actos de guerra, desde luego la diosa fortuna les ha hecho un favor al elevar la moral de una ciudad hasta el cielo para hundirla horas después en el infierno.

Image hosted by Photobucket.com
Despues...


Se dice que el objetivo de la acción era coincidir con la cumbre del G8 que ya he comentado aquí y que se está desarrollando en Edimburgo (Escocia), ciudad que, por otra parte, no se merece una cumbre así.

Desde luego la designación de Londres como ciudad olímpica ha hecho de caja de resonancia de la noticia, haciendo que sea mucho más notable, porque cuando se suponía que teníamos que levantarnos con la buena noticia que eso suponía, nos hemos encontrado con algo radicalmente opuesto.

Se habla de unos 40 muertos (probablemente al final serán cerca de la centena) y de 700 heridos. También es curioso cómo los muertos diarios en atentados en Irak (y los que no se dicen en Afganistán (ni los de otras heridas abiertas)) no tienen semejante repercusión.

Se dice que cada día mueren al día unas 40000 (¡cuarenta mil!) personas por causas relacionadas con el hambre y la pobreza. ¿Imagináis mil atentados de este tipo cada día y sin enterarnos?

Blair has salido acongojado y desencajado por la noticia, como en su día salieron en Madrid, diciendo cosas con las que puedo no estar del todo de acuerdo, pero desde luego el colmo de la desfachatez (una vez más) lo ha dado el señor Push.

- Mientras unos nos ocupamos del hambre en el mundo y el calentamiento global, otros se dedican a estos actos de barbarie. - ha venido a decir el muy cínico, en alusión a los temas que se supone se están tratando en la cumbre del G8. Lo que no se dice es que una cosa es hablar de algo y otra muy diferente hacer algo para solucionarlo.

No quiero entrar a los tópicos de infame ataque, incalificable horror, salvaje masacre, etc... que seguro que los medios profesionales los utilizan mejor que yo.

Lo que sí quiero decir es que he creído detectar cierta diferencia con los otros atentados (11S, 11M): ya no es una sorpresa.

La gente ha cambiado (o así me lo parece) su punto de vista. Si los anteriores fueron ataques sorprendentes y calificados de incompresibles, ahora se tiene cierta sensación de se sabía que algo así podía pasar. No es que eso lo haga más evitable, pero desde luego ya no nos podemos creer los amos del mundo. La gente ya no mira a oriente con odio y recelo (o no tanto), sino a sus dirigentes. Esos que todos los días nos dicen que el mundo es mucho más seguro tras la era Sadam y que ahora vomitan estudiados discursos con solemnes palabras (libertad, democracia, humanidad, derechos fundamentales).

Tal vez necesitemos reflexionar acerca de las causas reales que llevan a un puñado de personas a inmolarse con el objetivo de llevarse a otros por delante. No me hablen de integrismo, USA es el país más religioso de la Tierra.

Algo no está funcionando y decir que otros son los causantes del problema forma parte del propio problema.

No estoy diciendo que haya que bajarse los pantalones ante quien pretende algo por la fuerza, de hecho, no se hacen estas cosas como presión para hacer algo en concreto, sino que es un ataque represivo, una defensa en forma de ataque.


Ojo por ojo el mundo acabará ciego.

Haz de tu enemigo un amigo.

La máquina está aprendiendo que la única manera de ganar es no jugar.


Os reto a adivinar de dónde salen estas frases, que tanto bien nos haría recordar... bueno, cuánto bien nos haría que algunos recordaran. Sorteo una invitación para gmail para los que acierten. Si no los hay, entonces regalo cuentas de gmail para los participantes.