Hasta siempre, Terry

Que una persona (o personas) deje de sufrir creo que no es algo negativo, pese a que muchos se empeñan en decir lo contrario. Si es de necios perseverar en el error, me parece de masoquistas perseverar en el dolor.

Terry Schiavo ha muerto, tras dos semanas y quince años de agonía. Pese a los intentos del señor Push, esta vez (según él) de parte de la vida, por hacer leyes expresamente para mantenerla en el estado vegetativo en el que se encontraba, los jueces han demostrado tener más juicio que los gobernantes en este asunto y han permitido que una persona se libere de una pena de vida a la que nadie debería ser condenado. Si no tenía conocimiento de su propio estado, no considero un error dejarla morir, y si lo tenía, me parece una crueldad dejarla vivir así. Casualmente, este posicionamiento en favor de lo que llaman vida, coincide con el informe definitivo en el que se recogen las mentiras sobre las armas de destrucción +i.v.a. que supuestamente (JA!) tenía Sadam. ¿¿¿¡Cómo se puede tener el morro de hablar de vida con esto saliendo del horno!??? Por si acaso, de todas formas, se culpa a la CIA, como si eso descargase la responsabilidad de una declaración de guerra...

Con el corazón en la mano, creo que lo que ha ocurrido es lo mejor que podía pasar, como ya comenté en otro post (lo busquen ;) ). Creo que muchos están utilizando el dolor de una familia (con lo que les gusta la familia a los americanos) para sacar a relucir toda su artillería. Por supuesto, los primeros, los medios de comunicación y el poder económico que hay detrás de ellos; los segundos, todos los más rancios conservadores.

Pienso que los padres y hermanos/as de Terry deberían tomarse esto como el final de su dolor (ha muerto, asimiladlo y seguid con vuestras vidas), pero me temo que en realidad va a ser el principio. El principio de una era en la que van a ser utilizados como adalid de la lucha de los poderosos conservadores en contra de una libertad que me parece básica: evitar una condena perpetua en tu propio cuerpo.

Creo, además, que lo van a querer ser, de modo que todos contentos... Estas cosas suelen ocurrir en los Estados Fundidos, bastan quince minutos de fama para montárselo lo suficientemente bien como para poder vivir de ello toda la vida. Por el bien de esa familia espero estar equivocado, pero me temo que en breve veremos a algún familiar como presidente de la "Fundación Terry Schiavo por la Vida" o algo así, todo ello producido con el dinero amasado por otros, claro.

Le deseo lo mejor a su marido, Michael, y a todo su entorno, para que se puedan recuperar pronto de tantos años de dolor, aunque sea a su pesar.

No me gustaría dejar de comentar que todo esto viene de la obsesión por adelgazar de la muchacha, y que le dio un ataque por falta de potasio (el plátano es bueno para esto) que los médicos no supieron manejar como se debe porque ni siquiera le hicieron un análisis de sangre (el marido llevó a juicio a los médicos y consiguió 1.2 millones de dólares para pagar los gastos hasta el día de hoy).







Terry Schiavo con 25 añosEn fin, al menos ella podrá descansar en paz, que creo que es realmente lo que importa.