Ojo donde la metes

Obviamente, el título tiende al equívoco, la cuestión es, ¿a cual?

Hace unas semanas, nos pasamos por la tienda de las fotos de la boda para llevarles algunas de las fotos que hemos hecho en el viaje y que queremos que consten en el álbum final. Lo mismo hicimos con el del vídeo, quien nos había dicho que siempre queda molón poner alguna foto curiosa o chula para el final y como remate a lo que pretende ser el primer capítulo de muchos en nuestra vida oficialmente en común.

En fin, que en el ya clásico y totalmente fuera de toda moda emepetrés, llevamos las fotos a ambos sitios y lugares.

La cuestión fue que, tras hacerlo con el de las fotos y antes de ir al del vídeo, tuvimos que añadir alguna más, porque para el vídeo tenían que ser 23. ¿Por qué? Pues porque sí, será que así hace n minutos de vídeo completo o cuadra con la canción elegida para acompañar las fotos, que por cierto, la llevamos también nosotros.

Pues nada, se mete el emepetrés al equipo y... error de virus... ¿¿¿QUÉ??? Un paranóico de la seguridad con un virus??? Bueno, en realidad, ya no, porque el AVG, grande donde los haya, saltó como un campeón para cortar toda actividad no deseada. El caso es que, tras la eliminación del virus, el emepetrés se queda inaccesible porque no encuentra no-sé-qué-archivo en la raíz del mismo. Entiendo, a la primera, que se trata de una clave modificada en el registro que le dice que cuando entre el emepetrés, en el autorun, lance el virus, que ya no está.

Busqué el error y en seguida aparecieron en google una porrada de usuarios afectados por el mismo problema. Ok, que si vete a la raíz del usb por ms-dos, mete un comandito para cambiarle los atributos de oculto a un ficherito que es el que mete el cambio en el registro y elimina tanto el ficherito como la clave del registro. Listo.

Pero joder, mira tú que ni lo pensé. El tipo de las fotos no parecía tener demasiada soltura con dispositivos usb, más que nada, por aquello de sacarlo a las bravas y sin pasar por la casilla de "Ya puede retirar su dispositivo usb con seguridad, gracias", pero es que encima tiene una venérea que acabará infectando a todos los que pasen por allí a meter el emepetrés en su usb.


Y es que ya se sabe que hay que andar con mucho ojo con donde la metes, incluso en lo que a llaves usb se refiere.