Incómodas verdades del traspaso de Thiago al Bayern

Lo sabe todo el mundo. Thiago, ex del Barça, nuevo jugador del Bayern ya, tenía una cláusula de rescisión de 90 millones de euros (ahí es nada...), pero como ha jugado menos del 60% de los minutos disponibles la temporada pasada (o algo así, que igual es sólo en Liga, o en total, o yo qué sé...), entonces, digo, se le rebajan a 18 millones. Para el común de los mortales la diferencia de millones no es demasiado relevante, pero entre clubes de fútbol, esos que acumulan deudas a Hacienda (que seguimos siendo todos, tanto para pagar, como para que nos deban) mientras siguen pagando traspasos millonarios, una posible compra del jugador pasa, de un plumazo, de casi imposible a ganga ganguísima.

Total, que al final el Bayern, aunque tal vez Guardiola directamente, se ha llevado al jugador, y la cifra que trasciende son unos 25 millones de euros.

Gracias a mis amigos los periodistas deportivos (nótese, por favor, la fina ironía, por dios!), las cosas no están nada claras, casi tanto como hablar de los resultados del paro del anterior ejercicio con un político. Que si ten en cuenta a los que se han ido, que si la economía sumergida (nada que ver con el buceo... bueno, sí...), que si la gente que ya no cobra se da de baja, que si estamos en verano, que si mira la tasa interanual, que si contexto... en fin... que uno al final no sabe si son 20 ó 32 millones de euros el puñetero traspaso.

Así pues, haciendo gala de cierto pensamiento crítico, y estando a otras cosas al más puro estilo de capítulo de House, algo no me cuadra. ¿Una cláusula de 18 millones y el Bayern paga 25 al Barça? ¿Dinero de más saliendo de Alemania para España (bueno, ejem, eso...)? No puede ser, esto hay que escudriñarlo un poco.

Tiro de los medios de referencia en estas lides, a saber, As, Marca y Sport (no necesariamente en orden alfabético), como no puede ser de otra manera.

As, apunta que:

El Barça recibirá 25 millones de euros, siete más de los 18 que hasta finales de este mes marcaba su cláusula de rescisión.

Joder, esto se pone interesante. Alguno de esos periodistas se ha quedado tan a gusto al escribirlo, ea... 7 millones de euros de más, sin explicación aparente, esto es que mis sospechas se confirman.

Marca, por su lado, indica que:

El Bayern desembolsará por el jugador 25 millones de euros -20, a liquidar de inmediato y el resto en concepto de partidos amistosos-.

Ah, bueno, espera, espera, que sólo son 2 millones de regalo (coño! como Villa!) y los otros 5 en partidos amistosos. Redios, ¿a cuánto anda el kilo de amistoso? 5 millones de euros en partidos, deben de ser muchos partidos, sobre todo si son amistosos... ¿no?

Sport, nos ilumina con:

De la misma manera que el FC Barcelona, el Bayern Múnich también informó a través de su página web de la operación por el centrocampista pero especificó que de los 25 millones de euros tan sólo 20 millones corrían directamente a cargo suyo en concepto de traspaso por el futbolista

Acabáramos... espera, que van en la misma línea. El regalo son sólo 2 millones. En resumen, dicen que los otros 5 son 1 millón por un partido (leche!), y los otros 4 lo que se ahorra el Barça en la ficha del jugador. No te jode, así yo también inflo cifras...

... Porque claro, una vez que el chico maravilla de la Masía, el "futuro 4" del Barça y la selección nacional, orgullo y gloria de la cantera, dice que se pira, hay que convencer a la tropa de que es lo mejor que nos podía pasar... y claro, 25 millones de razones para estar de acuerdo con el traspaso son mejor que 18, dónde va a parar... Esto lo hemos vivido todos en algún momento de nuestras vidas, en forma de novia que nos deja, de compañero de trabajo que ya no sigue entre nosotros, o de flan que has hecho con tu madre que se lo come tu hermano (que para algo es pequeño...).

Pues inflemos, con todo lo que se nos ocurra. Partidos, sueldos, primas, etc... todo el tope de cosas, para decir que se ha ganado mucho dinero... "Es muy bueno, pero por 25kilos.... que se vaya!" - es la lógica a la que se pretende llevar al forofo de turno.

Pero con infles o no, algo no cuadra. 2 millones de regalo es mucho regalo, como poco.

Así pues, entramos a ver qué pasa, como hipótesis de quien no tiene ni idea de tejemanejes varios...

Los traspasos en el fútbol pueden darse de dos formas, por acuerdo de venta entre los clubes, o por cláusula de rescisión.

En una venta acordada, como en otra cualquiera, entran en el juego una serie de impuestos, que podemos llamar IVA, de un 21%.

En un traspaso vía cláusula de rescisión, es el jugador el que pone la pasta en la LFP y "compra su libertad", literalmente. Es decir, esos 18 millones de la cláusula los paga Thiago al Barça, y ahí no media impuesto de venta (el IVA, del 21%). Pero claro, ¿de dónde saca Thiago 18 millones de euros? Puede que los tenga, pero lo más normal es que el club "comprador" le dé la pasta al jugador, para que se libere de su contrato y firme uno nuevo. Pero, eh! Hacienda (que seguimos siendo todos, eh? no olvidarse!), entonces entra y le dice a Thiago...

- ¿Y esos 18 millones de euros de dónde salen?
- Me los ha dado el Bayern para dárselos al Barça
- Ajá, muy bien, ¿y no piensas declararlos? Porque esa cantidad tributa al 56%...
- ¡No jodas!
- Correcto, de los 18 millones que te da el Bayern, me debes el 56% (10,08  millones), con lo que te quedan 7,92 millones para darle al Barça
- ¡Pero si le tengo que dar 18 al Barça! ¡Así no me llega!
- Vale, vale, a ver... si le pides 41 millones al Bayern, te llega de sobra (y me das a mí, que soy Hacienda, y somos todos, unos 23 millones de euros).
- ¡Pe-pero el Bayern me ficha porque por 18 soy barato! No me van a dar 41 millones ni de palo
- Tú sabrás...

En fin, que Thiago se acerca al Bayern, se lo explica, y el Bayern le dice al Barça...

- Andaaaaaa, véndemelo por 18 millones, que así con un 21% de IVA me sale a 21,78 millones vaaaaa
- La pela es la pela, neng... si te lo llevas sin yo querer (que todo esto ha empezado por intentar llevarte a mi jugador por la vía de la cláusula...), te van a sangrar a impuestos, te jodes.
- Jooooo, ¿y si juego contigo algún amistoso? ¿Y si te doy más pasta a ti?
- ¿Más que la cláusula, los 18 que me llevaría si lo hacéis vía cláusula?
- Ja, ja, ja (no sé si en alemán para decir que sí o por la risa que les dio... la pela es la pela...)

Pues nada, al final, ahí lo tienes. El Bayern ha podido cerrar el acuerdo en 20 millones, con el 21% da unos 24, más un partido en el que se gane 1 millón, cierra la cuenta más o menos.

Al final todo el mundo gana:

- El jugador se va al Bayern
- Guardiola tiene al jugador que quería a "precio de ganga" (más o menos...)
- El Barça recibe más dinero que la cláusula de rescisión (20 millones por 18)
- El Bayern suelta 24 millones en vez de 41

¿Todos ganan? ¿En serio?

Todos, sí, menos Hacienda, que en vez de llevarse casi 23 millones de euros, se lleva algo más de 4.

Sí, querido/a lector/a... acabas de palmar, tú, sí, tú, unos 18 millones de euros de diferencia. ¿Mola?

Pues otro día hablamos de Illarramendi, cuya cláusula de rescisión era de 30 millones en lugar de 18 como en el caso de Thiago...

Cómo ponían en la clase de Álgebra de primero:

Ejercicio: ¿Cuánto hemos dejado de ganar, a través de Hacienda, en esta operación de Illarramendi?

P.D: Encima guasa...